App para hijos autistas

Información

El avance de las tecnología asociada a internet y los dispositivos móviles inteligentes a abierto una gran variedad de oportunidades para la comunicación entre las personas; los niños con autismo no escapan a esta realidad, de hecho se sienten muy atraídos a usar ordenadores, smartphones y tablets, herramientas que los especialistas como positivas para su evolución e integración con su entorno.

 Estas tecnologías han revolucionado la forma de aprender, comunicarse e interactuar de los niños con autismo, expertos se han dedicado a crear aplicaciones que les ayudan a desarrollar su creatividad e imaginación, así como sus capacidades relacionadas con la lectura, las matemáticas, etc.

Muchos padres de niños con autismo se han interesado por que sus hijos tengan acceso a estas tecnologías y puedan usarlas para divertirse y aprender; seguidamente mostramos una app para hijos autistas que les ayuda a identificar sus emociones y a mejorar su inteligencia emocional.

Teapp

Se trata de una aplicación móvil de descarga gratuita desde Google Play y App Store, disponible en español, inglés, euskera y francés. Se presenta como un videojuego interactivo que permite a los niños con autismo desarrollar sus capacidades para identificar sus emociones, para ello busca desarrollar la empatía, la capacidad de aprendizaje y la inteligencia emocional.

Se base en el uso del componente lúdico para motivar a los niños a aprender mientras juegan y se divierten; Teapp ofrece diversos contenidos que favorecen el aprendizaje, entre ellos identificar objetos y sonidos, en la app se han incluidos una serie de ejercicios diseñados para estimular aspectos básicos del desarrollo cognitivo.

Estos ejercicios de secuencia incluyen pictogramas que ayudan a los niños con autismo a entender cómo desenvolverse en situaciones cotidianas, como por ejemplo ir de comprar, ordenar sus juguetes, contestar el teléfono, recoger la mesa, etc.

El niño desarrolla su capacidad para identificar sus emociones, esto le ayuda a desarrollar la empatía y la inteligencia emocional, además refuerza su capacidad lectora a tener que relacionar palabras con pictogramas. Los niños con autismo se siente muy atraídos a este tipo de juegos, lo que ayuda además a fomentar su atención y la capacidad para superar los retos que cada juego plantea.